HIGÜEY.- El coordinador regional de Atención Extra Hospitalaria del Ministerio de Salud Pública, doctor Modesto Frías Mota, expuso: “Nuestra institución está encargada en brindar atenciones extra hospitalarias,(atenciones que se dan fuera de los hospitales), y atenciones pre hospitalarias (atenciones que se brindan en la calle, asistencia domiciliaria y asistencia en caso de un accidente).

“El Ministerio de Salud Pública brinda asistencias especializadas, ya que contamos con 2 tipos de unidades: las avanzadas de tecnología, que poseen un equipamiento como ventiladores, desfibriladores, oxímetros, bombas de infusión, compuestas por un equipamiento técnico, un médico especialista, un auxiliar de enfermería, y un técnico de transporte.

Además las unidades básicas, cuentan con el mismo equipamiento técnico, pero que solo cuentan con enfermeras auxiliares y el técnico de transporte sanitario; esto para traslados de pacientes sin muchas complicaciones”.

Según Frías, el personal pasa por un riguroso entrenamiento especializado de capacitación, no solamente como profesional de salud, sino también en desarrollar relaciones humanas, bajo las instrucciones de que brindan los programas de INFOTEP.

De igual manera, expuso que coordina la región Este, las 5 provincias, aunque hasta el momento están operativas solo 3 provincias: San Pedro de Macorís, La Romana y La Altagracia.

La institución también maneja dos componentes; el primero es cuando se realizan traslados extra hospitalarios, ocurre cuando a un paciente se le brinda la asistencia en la calle producto de un accidente, es llevado inmediatamente al centro hospitalario más cercano. Este centro tiene la responsabilidad de estabilizar el paciente, sin embargo, si el centro no reúne las condiciones apropiadas para mantener el paciente por la complejidad del caso, entra en funcionamiento el segundo componente.

De la misma manera, este componente o equipo tiene la responsabilidad de dar atenciones interhospitalarias, (o sea sacar el paciente de un centro de menos complejidad con la observación del personal médico especializado y, así, trasladarlo a otro centro de mayor complejidad. Puede ser desde San Pedro de Macorís a Santo Domingo o viceversa, dependiendo de la condición de salud del paciente en cuestión.

El ministerio de Salud Pública en la provincia La Altagracia cuenta con un personal de 149 personas capacitadas como médicos especialistas, pero la población operativa de la región Este es de 362 personas, desempeñando servicio a la población.

“El sistema de atención ciudadana 9-1-1 es un conjunto de instituciones y ministerios que están unificados con el objetivo de brindar un servicio de calidad a la población. Entre estas instituciones se encuentran: la Policía Nacional, Mecanismos de Seguridad y Protección, Fiscalía, la Cruz Roja, entre otras. Estas instituciones son preventivas: para resolver situaciones de emergencia que se puedan presentar en un momento determinado”, afirma Frías.

El funcionario de salud añadió que también cuentan con la unidad de motorizados, (URI) unidad de respuesta rápida, con ellas es mucho más fácil llegar a un punto de eventualidad (por el tema del tránsito vehícular). Al presentarse un caso de emergencia estas unidades se desplazan con más facilidad a la zona del accidente.

Esta unidad de motorizados (URI) se crea para brindar una atención oportuna y rápida al paciente accidentado. Y, dependiendo del caso, este personal debidamente capacitado para estas eventualidades se comunica con el personal de las unidades de ambulancias y en ese momento se activa la ambulancia básica o una ambulancia avanzada.

Frías anunció que “existe un proyecto que se estará activando en los próximos días; es un proyecto más complejo y completo: la creación de las “Unidades de Respuestas Acuáticas de la Región Este”, ya que esta región tiene zonas turísticas como: las islas Saona y Catalina, y alrededor de la provincia existe mucha actividad turística.

Es por ello, que por órdenes del presidente Danilo Medina, a través de la Dirección Nacional de Emergencias, conjuntamente con la Marina de Guerra y el Ministerio de Salud Pública, se ha conformado un equipo de médicos auxiliares, efectivos de la Armada dominicana, (peritos en esa materia y expertos en la zona), para ser los capitanes de ese navío de vigilancia, solo para la región Este.

Tomando en cuenta la prevención y seguridad de los turistas, que puedan verse expuestos en situaciones de riesgos o tener una situación de emergencias y así brindar seguridad rápida y oportuna. El proyecto sería desplegado, luego, a todo el territorio nacional.