Fue sentenciado a la pena máxima la tarde de este martes Henry Daniel Lorenzo Ortiz, luego de que los jueces del Tercer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional lo declararan culpable del asesinato de Anneris Peña Pérez, hecho que ocurrió en una joyería de la Ciudad Colonial en junio del año pasado.

Los jueces además decidieron que Lorenzo Ortiz purgara la condena en la cárcel del 15 de Azua, recinto en el que había estado guardando prisión preventiva.

Durante el juicio, desarrollado en tan solo un día, el Ministerio Público presentó ante el tribunal siete testigos que corroboraron los hechos por los que condenaron a Henry Daniel Lorenzo Ortiz.

Entre los que testificaron ante los jueces del Tercer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional figura el dueño de la joyería, quien encontró muerta a Anneris Peña Pérez e informó a la Policía Nacional de lo sucedido. También escucharon las declaraciones de dos policías que participaron en el levantamiento de la evidencias y revisaron las cámaras de seguridad en donde quedó grabado el crimen.

La expareja del imputado también fue llevada ante el estrado, dijo que luego de cometer el crimen el imputado llegó a la casa le entregó la suma de RD$10 mil, además de un guillo y un anillo, lo que le pareció extraño.

La expareja de Henry Daniel Lorenzo Ortiz dijo que al día siguiente se dio cuenta por las noticias y por la internet de lo que había hecho su esposo y se presentó ante las autoridades para entregar los objetos.

Uno de los testigos, que es dueño de un colmado en un barrio de Los Guaricanos, dijo que el imputado le pagó RD$7 mil que le debía y además le prestó 20 mil pesos.

Fuente: Diario Libre